Pie diabético

La diabetes es una enfermedad que hace que el nivel de azúcar (glucosa) en sangre esté aumentado. Una de las principales complicaciones es el deterioro de la circulación en las zonas más alejadas del cuerpo como son los dedos de los pies. Este deterioro provoca mala circulación y a su ver produce daño en los nervios, por lo que hay una pérdida de sensibilidad que hace que no se pueda percibir si ya hay lesiones en la piel. La lesión más típica de un pie diabético complicado es la úlcera diabética. En este caso se produce un daño desde el interior hacia la piel por culpa de una presión no detectada por la falta de sensibilidad, que si no se detecta y se trata, desemboca en una herida. A eso hay que sumarle que la persona diabética tiene más dificultad para regenerar las heridas que una persona normal con lo que se complica la curación. Los cuidados especializados de un profesional hacen que sea posible una establecer un tratamiento adecuado.

REF: Pie diabético // Stock: Disponible

22 €

IVA incluído